Santo Domingo,RD. A escasos días de un cambio de mando, producto del resultado de las elecciones extraordinarias presidenciales y congresuales del pasado cinco de este mes de julio y ante un rebote del Covid-19 dado a conocer por las autoridades de salud, República Dominicana avanza a un nuevo Estado de Emergencia y esta vez, por 45 días.

Y de inmediato, surgen las interrogantes: ¿Soportará, la débil economía del país caribeño, un nuevo estado de emergencia?

Analistas señalan que en República Dominicana aun no ha pasado lo peor, sobre todo en el aspecto de la economía y de inmediato surge otra pregunta: ¿es que, estos cuatro meses de encierro, parcial o total del país y de su gente, no han representado un rezago en la descalabrada economía de los pobres, de los que no tienen empleos formales, de las gentes que apenas tienen para vivir o mal comer?

Ya, producto de un acuerdo entre los presidentes Danilo Medina (saliente) y Luis Abinader, electo;  la Cámara de Diputados aprobó sin oposición alguna, el Estado de Emergencia.

«Queda aprobada la resolución que solicita declarar nuevamente el Estado de Emergencia por un período de 45 días, en el territorio nacional, debido a la evolución epidemiológica del COVID-19», publicó la Cámara de Diputados en su cuenta de la red social Twitter.

Sin embargo, ya la surgen las discrepancias: uno de los miembros del Gabinete de Salud del presidente electo @luisabinader, el doctor @PlutarcoArias citado por @GrupoNoticiasRD cree que la medida es inaplicable, “debido a que la sociedad acciona con el día a día”.

En cambio, a pocos días de la aprobación del estado de excepción, la Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD) exhortaba al Congreso Nacional para su aprobación urgente por el Congreso, para hacer posible “la restricción de la circulación nocturna de personas a través de un toque de queda con el propósito de reducir la propagación del contagio del COVID-19”. 

Según la AIRD, “el Estado, las empresas y la ciudadanía han incurrido en un sacrificio económico enorme para luchar contra el COVID-19, por lo que el país no debe retroceder en los controles y esfuerzos y en el camino recorrido, ya que la propagación de la enfermedad atentaría con la vida de los ciudadanos, con la reactivación de la economía y con el bienestar social”.

Pero, ¿cuál es la realidad de la realidad del sistema de salud de la Republica Dominicana?

El matutino El Día, hace una descripción escalofriante: en los hospitales las camas disponibles son menos cada vez y el contagio sigue multiplicándose.

Este domingo la aprobación definitiva del Estado de Emergencia, producto del “consenso de los presidentes”, de seguro será aprobado por el Senado de la Republica Dominicana, dominado por una mayoría absoluta por el partido oficial. Así veremos si en el país dominicano, cerrado o semi-cerrado, la pandemia retrocede o sigue su agitado curso…, el tiempo dirá. ¿Usted, qué cree?

6 COMENTARIOS

  1. La verdad es que la ciudadanía tiene que entender que es responsable de la salud propia como la de las demás personas que le rodean y más allá.

  2. Yo creo que mientras no tomemos conciencia ante tal situación, de nada vale los esfuerzos de los doctores y las medidas de el estado, nuestra falta de educación es que tiene esta pandemia en crecimiento aquí

  3. Esta situación no habria llegado hasta ahí si las autoridades.gobierno y ciudadanía hubieran hecho su parte pero cada uno cuidando sus intereses llevó a todo un pueblo al abismo.esperemos que no pase como en Ecuador

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.